Slide 1 Slide 2 Slide 3 Slide 4 Slide 5 Slide 6 Slide 7

MADERAS LAQUEDAS

¿Estas pensando en renovar tus muebles de la casa?, lo ideal antes de comenzar con adquirir algunos conocimientos acerca de cómo llevar a cabo este procedimiento de decoración, que a veces, sino sabemos proceder puede resultar más difícil de lo que pensamos, pues hace falta un poco de dedicación y tiempo para concretar cualquier actividad. Es importante tener en cuenta que para poder obtener maderas laqueadas se necesitan tipos de pinturas especiales llamadas “laca”, la cual permite notablemente como resultado una superficie lisa y muy brillante según la modalidad de aplicación. Para comenzar con la tarea es indispensable que la madera a utilizar en excelentes condiciones, así como también totalmente limpia y seca. A continuación, se debe dar a la superficie una primera mano de fijación, lo cual favorecerá al material sellando sus poros. En el mercado existen muchas variedades en pintura laca a emplear, pero realmente la elección quedará a criterio de cada uno. Igualmente, se puede consultar en las tiendas de venta las ventajas de los productos para que nos ayuden a optar por el más conveniente de acuerdo al tipo de madera y el uso que queremos darle a la misma. Por lo general, esta técnica se puede notar en maderas puestas en pisos de parquet, entablonados, atarugados y entarugados, y otros. Además, la ventaja principal es que la madera al laquearse mediante un proceso determinado obtiene un mejor aspecto estético y una amplia protección para la totalidad de su superficie. De todos modos, las maderas laqueadas se pueden usar para diferentes fines decorativos y para proteger a la madera misma de los efectos externos.

Lo bueno es que al contar con una protección eficiente este material es muy fácil de mantener, puesto que el material se encuentra ya laminado. Muchas veces, contamos con muebles a los que consideramos piezas de gran valor e importancia ya sea por su aporte a la decoración y brindan una imagen muymaderas laqueadas agradable en cuanto a la habitación. Sin embargo, si los muebles que aún con el tiempo los conservamos en la casa y presentan una apariencia sin brillo o muy viejos, e incluso si parecen mal cuidados, con golpes y rajaduras, quizás sea el momento de buscar una alternativa para poder devolverles el estado que antes presentaban aportando su elegancia. Por eso, si pretendemos solucionar por medio de alguna alternativa estos inconvenientes lo ideal es elegir la posibilidad de laquear estos muebles u objetos maderas. Y lo más interesante es que este método que debemos emplear es uno de los más utilizados por profesionales de la decoración, porque los materiales y procedimientos son sencillos de llevar a cabo y por lo que el proyecto a realizar puede estar terminado en cuestión de algunas horas de dedicación podrás conseguir una apariencia en los muebles como nunca antes. Podemos restaurar sillas, mesas, pisos, y otras superficies que necesiten ayuda respecto a su imagen más que nada. Por otro lado, debes considerar que el laqueado es un tratamiento especial que se le puede dar a ciertos materiales como en este caso puntual de las maderas, ya que el resultado de la aplicación no aparenta la formación de una lámina gruesa sobre la superficie que utilicemos, tal como suele suceder con el barniz u otro producto plastificante en base a solventes, sino que esta vez la pintura laca es la que se integra a la extensión de madera respetando su estructuración, relieve y la textura natural que presentan las vetas de dicha superficie, incorporando a la misma una mínima película elástica de muy alta resistencia y perdurabilidad al desgaste diario.

En todos los casos, es importante tener en cuenta que el mantenimiento es una tarea de todos los días, por ejemplo, los pisos de madera laqueada deben ser limpiados continuamente con un barrido o aspirado, pues con ello solucionaremos en parte la presencia de polvillo y suciedad porque si no lo hiciéramos estaremos contribuyendo al deterioro con mayor rapidez del acabado. Además, no es recomendable de ningún modo a la hora de la limpieza emplear limpiadores o agua sobre el piso recién laqueado. Cuando hayamos barrido o aspirado y eliminado la totalidad del polvo se puede volver a dar brillo en las maderas laqueadas pasando un trapo de lana para obtener lustre en la superficie. En otras ocasiones, si es que se han derramado ciertos líquidos, recomendamos secarlos y limpiarlos de inmediato usando un trapo húmedo suave frotándolo por el lugar. Las marcas muchas veces se pueden quitar con cera aplicando sobre el área y luego lustrar. En cuanto a las manchas, es conveniente tomar en cuenta las mismas técnicas que se mencionaron anteriormente, ya que si la mancha es reciente se eliminarán sin problemas. De todas maneras, la pérdida de brillo en las maderas laqueadas es quizás el inconveniente más frecuente en los pisos, por eso cuando necesitemos restaurar la superficie es recomendable encerar ocasionalmente el espacio y dejar secar. De esta manera conseguiremos una mejor apariencia tanto en los suelos como en muebles, pero de igual manera no es conveniente abusar del uso de la cera como restaurador, porque se pueden encontrar otras alternativas y obtener el mismo efecto.